SÍ A LAS PROTEÍNAS

  • Las proteínas son el principal constituyente de las células.
  • Son fundamentales para la formación y reparación de las estructuras corporales.
  • Las proteínas contribuyen al aumento de la masa muscular.
  • Los productos lácteos contienen proteínas con todos los aminoácidos esenciales.

SÍ A LOS LÍPIDOS

  • Los lípidos son elementos estructurales e indispensables que forman parte de membranas celulares.
  • En los productos lácteos hay diversos componentes bioactivos de interés.
  • Algunos lípidos son importantes para mantener niveles normales de colesterol en sangre.

SÍ A LOS HIDRATOS DE CARBONO

  • Los hidratos de carbono tienen como función primordial aportar energía y son fundamentales en el metabolismo del sistema nervioso central.
  • En la leche, el hidrato de carbono predominante es la lactosa, que proporciona hasta el 25% de la energía total de la misma.

SÍ A LAS VITAMINAS

  • Las vitaminas son micronutrientes necesarios para la transformación de los alimentos en energía y una de sus fuentes principales es la leche y los productos lácteos.
  • El queso es fuente de Vitamina A. La Vitamina A contribuye a mantener las mucosas, la piel y la visión en condiciones normales.
  • La Vitamina D contribuye al mantenimiento de los huesos y dientes en condiciones normales.

SÍ A LOS MINERALES

  • Los minerales son constituyentes de huesos y dientes, controlan la composición de los líquidos extra e intracelulares y forman parte de enzimas y hormonas, moléculas esenciales para la vida.
  • Los productos lácteos contienen calcio, que es uno de los minerales más importantes, ya que es fundamental para el fortalecimiento de los huesos y prevenir la osteoporosis.
  • El queso contiene zinc, y la leche contiene potasio.
  • El potasio contribuye al mantenimiento de la tensión arterial.